'La Bella y la Bestia': La escena musical eliminada

 
 

'La Bella y la Bestia': Así es la escena musical eliminada que Bill Condon tuvo que cambiar
 

Sin duda la película de Disney este año ha sido 'La Bella y la Bestia' protagonizada por Emma Watson y Dan Stevens. No sólo por ser uno de los remakes más esperados, sino porque su elenco ha sido extraordinario, y así lo han demostrado, sobre todo en el tema musical.

 
 

El DVD y Blu-Ray de la película saldrá a la venta el 6 de junio, y en él se pondrán encontrar multitud de contenidos extra. Algunos de ellos ya han salido a la luz, como es el caso de la escena eliminada en la canción de 'Days in the Sun', en español 'Días de sol', una de las originales del remake.

 

Escena eliminada de 'La Bella y la Bestia'

 

  En la versión que todos hemos podido ver en cines, durante esta canción aparece la madre del príncipe enferma en la cama, mientras que el padre del niño llega, y se lo lleva del lecho de su madre terminal. Pero en la escena eliminada, es el joven príncipe el que está tumbado en la cama, y su madre es la que le canta la canción a modo de nana.

El director, Bill Condon, ha declarado sobre sus razones para hacer este cambio. "Cuando visionamos la película, había gente en el público que se confundió y pensó que Harriet Jones, la madre de la Bestia, era en realidad Hattie Morahan, que interpreta a la hechicera Agatha. Las actrices realmente se parecen mucho, así que, tristemente, a pesar de volver a ser Harriet, tuvimos que ponerla en la cama y con el pelo oscuro. Esto significó que tuvimos que cambiar al niño que hacía del príncipe porque en la nueva versión tenía que cantar, y necesitábamos a alguien con una voz entrenada".

 

 

Dan Stevens no lo pasó muy bien bailando como la Bestia

Sin duda 'La Bella y la Bestia' es uno de los clásicos más emblemáticos de Disney. Siempre que pensamos en la película, se nos viene a la cabeza la escena del baile, en donde Bella lleva su precioso vestido dorado, y la Bestia se acicala y se viste con sus mejores galas, dejando de ser un monstruo, y siendo más un príncipe que nunca.

Dan Stevens, que interpreta a la Bestia, cuenta en The Herald Sun que grabar esa escena fue lo menos romántico y lo más incómodo del mundo, y no por Emma Watson, sino por el traje que le pobre tuvo que llevar.